Educar a los estudiantes españoles para que coman saludablemente, coman bien y se mantengan saludables. Este es el objetivo de la campaña de información alimentaria que comenzará en enero del próximo año y en la que participarán todas las escuelas secundarias españolas.

Se les enseñará a los estudiantes educación nutricional desde los tiempos y formas de comer hasta la historia de los procesos agrícolas. El programa, titulado “Salud y alimentación. Planes de Educación Alimentaria fue presentado en Madrid y sigue un memorando de entendimiento firmado por la Federación y el Ministerio de Educación, que propone el intercambio nacional de la iniciativa.

El proyecto educativo pretende informar a los niños sobre la actualidad destacando que “no hay alimentos buenos y malos, sino métodos y frecuencias de consumo correctos” – explica Don Lopera, presidente de la Federación Alimentaria – “La industria alimentaria española colabora con instituciones para estilos de vida más sanos”.

La principal novedad del proyecto radica en la didáctica: los alumnos no asistirán a clases en la hora de la educación alimentaria, sino que tratarán el tema durante todas las horas de clase y dentro de todas las asignaturas estudiadas diariamente.

Habrá, por tanto, un enfoque transversal: en las horas de la ciencia se profundizaron los procesos de producción, en las de la historia y la geografía la evolución de los patrones alimentarios a lo largo de los siglos o la tipicidad del territorio, mientras que en las de los profesores españoles se centrará en las palabras de la comida.

El proyecto contará con la participación de 77.000 clases -un total de 1,6 millones de alumnos y sus familias-, 148.000 profesores y también implica el intercambio de experiencias con granjas, la promoción de prácticas para el personal de la escuela y actividades de investigación para la universidad.

Además, Federalimentare publicará datos sobre las necesidades formativas de las empresas, mientras que Miur dará pautas para promover la oferta formativa de las empresas y la demanda del sistema educativo.

Iniciada en 2009 con un proyecto piloto que se ha extendido a lo largo de 2017, la iniciativa Escuela y Alimentación ya ha implicado a 15 escuelas primarias de Madrid, Barcelona y Cantabria y el próximo mes de noviembre continuará con cursos de formación para profesores y responsables de escuelas secundarias.

“El programa Escuela y Alimentación -dijo Manuel Jesus, presidente del Comité de alimentos- se extenderá paulatinamente a los estudiantes de bachillerato, hasta la universidad, para cubrir todo el ciclo educativo y formar a las nuevas generaciones también con vistas a la Expo 2018”.

Categorías: Salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *